navidad
Se acercan las fiestas, Navidades y Reyes Magos, y… ¿todavía no sabes qué regalar?

NoSoloTintos

No deja de ser cierto que el tipo de vino más vendido en todo el mundo es el tinto, pero eso no quita para que los demás tipos de vino, como blanco, rosado, etc. no puedan hacernos disfrutar como el que más.
Por ello en esta colección presentamos algunos de los más interesantes, pues cualquier aficionado seguro que asiente esta afirmación al catar cualquiera de los mismos.

Como curiosidad...

¿Y qué hace que estos vinos no tengan el mismo color de un tinto?

Es llamativo, el color característico del vino blanco tiene su origen en el escaso o nulo contacto del mosto con las pieles de las uvas durante el proceso de fermentación. Son estas pieles las que aportan la pigmentación a los vinos, y al excluirlas de la fermentación se provoca que el vino adquiera un tono claro.
Otro dato curioso y que los consumidores comunes suelen desconocer es que el vino blanco puede elaborarse no solo con uvas blancas, sino que también pueden emplearse uvas tintas. La razón es lo que comentábamos anteriormente, como son las pieles de las uvas las que aportan el pigmento al vino, si no se las pone en contacto con el mosto, este, proceda de la variedad de uva que sea, no adquiere tonos oscuros.

Normalmente, los vinos blancos van oscureciéndose según envejecen. Con el paso del tiempo los blancos suelen presentar amarillos más intensos, dorados, color oro e incluso ámbar. Por tanto, la palidez en el color de estos vinos nos informa de que se trata de un vino joven, y además posiblemente embotellado rápidamente y sin crianza (lías, barrica de madera, etc.). La crianza provoca que el vino adquiera un tono más oscuro e intenso.

Última actualización el 15/08/2023 10:05
Carrito de compra
Ir arriba